El pie que cambió el mundo

Publicado: 22 abril 2010 en Arte, Historia, Teoría de la percepción
Etiquetas:, , ,

Esta ánfora está datada sobre el 500 a. C. y firmada por el pintor heleno Eutímides. En ella vemos un hoplita poniéndose su armadura mientras sus padres le acompañan, quizá dándole consejos previos a la batalla o despidiéndose de él y deseándole suerte. Hasta aquí nada fuera de lo normal, una escena costumbrista dentro de la épica griega. Los padres son figuras muy hieráticas, con el rígido perfil propio  de los cánones egipcios. Incluso el pintor se ve en dificultades a la hora de encajar la cabeza del guerrero dentro del cuerpo, expresando quizá un error en el cálculo del espacio que le quedaba para pintar. Sin embargo, hay dos elementos que resultan revolucionarios en la historia de la pintura y que, a nuestro modo de ver, son sintomáticos también de una nueva forma de entender la realidad: el píe izquierdo y el escudo.

Lo habitual de todo el arte anterior es querer representar los objetos en su totalidad, con un interés más simbólico que realista. Las pinturas egipcias quieren transmitir un mensaje sin que importe que la pintura en sí misma no se parezca demasiado a la realidad. La pintura es sólo un medio para transmitir el mensaje, nunca un fin en sí misma. En el ánfora de Eutímides se da, por primera vez en la historia, un interés en pintar la realidad tal y como es, nace la perspectiva y con ella el realismo. Hay, en términos husserlianos, una “vuelta a las cosas mismas”. El pintor quiere limpiar de interpretaciones la escena, quiere “vaciarla de lenguaje” (quitar el simbolismo) para ver la realidad fenoménica, la realidad tal y cómo se nos presenta. El píe del hoplita se ve tal y cómo lo vemos, no pretende representar nada más allá de sí mismo, es el nacimiento del arte por el arte, de la verdad por la verdad misma. Es el primer intento de hacer una fotografía.

¿Qué consecuencias tendrá esto para el pensamiento? Es interesante ver que está ánfora se pinto en la Grecia en la que nace la filosofía, en la que se da el tan polémico salto del mito al logos. En Grecia nace una forma de pensar que se pretende oponer al pensamiento mítico. ¿Y qué es el pensamiento mítico en oposición al pensamiento lógico? Precisamente el mito está lleno de símbolos, o se limita a ellos. En el mito no hay interés de ver las cosas como se aparecen, sino de narrarlas (los símbolos “cubren” el fenómeno, lo tapan), de contarlas en forma de historia (no pretender hacer una foto, una instantánea). Por eso los mitos siempre ocurren en un pasado glorioso (la era de los dioses y de los héroes) y nunca en el presente actual. Los mitos quieren otorgar sentido a la realidad, quieren comprenderla, pero descuidan la realidad misma, descuidan cómo son las cosas. El logos, se compromete con la realidad. El píe de Eutímides supone un síntoma evidente de una nueva era: el tiempo del compromiso con lo real, el tiempo del no podemos comprender olvidándonos de lo que vemos.

Anuncios
comentarios
  1. […] El píe que cambió el mundo vonneumannmachine.wordpress.com/2010/04/22/el-pie-que-cambio…  por tollendo hace 3 segundos […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s