La independencia de substrato o cómo hacer gallinas sin gallinas

Publicado: 22 diciembre 2010 en Filosofía de la mente, Neurociencias
Etiquetas:, , , , , , , ,

Una de las más espectaculares promesas de la IA fuerte es lo que llamamos mind uploading: la posibilidad de descargar nuestra mente en la memoria de un ordenador. Es una original propuesta de inmortalidad, dado que una memoria computacional física puede ser reparada en todas sus partes siendo potencialmente eterna. En un momento del futuro, toda la humanidad (o un selecto grupo de elegidos) podría ser volcada dentro de enormes memorias informáticas, dando el salto a un mundo virtual en donde la felicidad completa, antes sólo prometida postmortem, será alcanzada. El potencial especulativo de esta afirmación es enorme: ¿Podrían unirse varias mentes en una creando la emergencia de una  supermente colectiva? ¿Qué siente alguien viviendo dentro de un computador? ¿Podríamos apagar y volver a encender las mentes almacenadas?

Entre los muchos presupuestos necesarios para que la mind uploading sea posible se encuentra la independencia de substrato: nuestra mente puede funcionar exactamente igual independientemente de la base física que la sostenga. Lo importante sería replicar la estructura del sistema que nos permite pensar, no su material, de modo que si podemos copiar la estructura de nuestras intrincadas redes neuronales (wetware) en chips de silicio, dichos chips tendrán las mismas funciones que nuestro cerebro. Este dualismo soluciona, por ejemplo, el viejo enigma del barco de Teseo: ¿Cuántas piezas hay que cambiar a un barco para que ese barco ya no sea el mismo sino otro diferente? Desde la independencia de substrato diríamos que el cambio de piezas es indiferente para la identidad de cualquier ente. Lo esencial es su estructura, por lo que si el barco mantiene la estructura inicial seguirá siendo el mismo a pesar de no tener nada de su materia inicial.  La misma idea parece subyacer en las palabras de Sebastian Seung y su concepto de conectoma.

Cuando Seung dice que somos nuestro conectoma está queriendo decir que nuestras funciones cognitivas superiores son el resultado (o se identifican. Ignoro la postura que Seung tiene en este tema) de una complejidad estructural. Entonces, lo de menos es la base física, cualquiera vale, lo importante es meramente la complejidad estructural. Seung tiene la esperanza de que algún día se desvele el misterio y sepamos toda la exponencial cantidad de conexiones sinápticas. Sin embargo, esto encierra un grave problema que creo que no suele tenerse en cuenta y que reside, precisamente, en dar por sentada la independencia de substrato.

La conciencia, nuestros sentimientos y nuestros recuerdos surgen de esa intrincada red neuronal de un modo absolutamente desconocido a día de hoy. Los científicos, especialmente neurólogos e ingenieros de AI, tienen poca paciencia y quieren hacer un modelo del cerebro dejando de lado ese desconocimiento. Así, elaboran modelos matemáticos partiendo únicamente de la idea cajaliana de que las neronas son herramientas de transmisión de información que funcionan de modo discreto disparando pulsos eléctricos. Los diferentes modelos neuronales (desde los primeros intentos de McCulloh y Pitts, los perceptrones de Rosenblatt, hasta las redes de Hopfield o las máquinas de Boltzmann) parten de la base de que lo único que hacen las neuronas es lanzar o no pulsos eléctricos, de manera que su actuación puede formalizarse fácilmente en código binario. Los diferentes modelos intentan hacer el mayor número de operaciones (operaciones lógicas, memoria asociativa o reconocimiento de patrones) partiendo de esta hipótesis. Como en la realidad podemos encontrar elementos físicos biestables (cosas que puedan estar en dos estados diferentes el tiempo suficiente: el magnetismo de las memorias informáticas), podemos construir redes neuronales artificiales. Es curioso que nadie haya caído (o sí, vete tú a saber) en que en este planteamiento hay una contradicción inicial muy básica: si las neuronas sólo transmiten información, ¿cómo van a poder generar consciencia? ¿Es que la consciencia es sólo un pulso eléctrico o un transporte de información? No, responderían aireados, la consciencia surge de la complejidad de interconexiones eléctricas, no de las propiedades de los pulsos eléctricos entendidos individualmente. Pero, ¿qué significa realmente que algo pueda surgir de su complejidad estructural?

No significa nada, pues aquí está el error. Yo puedo hacer que mi computadora sea muy compleja en el sentido de que cada vez pueda resolver un número mayor de problemas matemáticos (de hecho los problemas con los que se enfrentan los ingenieros de redes neuronales artificiales son exclusivamente de índole matemático), pero no puedo hacer otra cosa. No, podríamos replicar, si yo conecto mi red neuronal artificial, por ejemplo, a un brazo robótico, podría emular los movimientos de un brazo humano. Los problemas matemáticos se traducen en replicar acciones humanas. Cierto, algunos problemas son de este tipo. Sin embargo, ¿cómo se espera resolver matemáticamente el problema de la conciencia? La conciencia es una entidad real, “física” en el sentido de estar en el mundo como lo está un mueble. No digo que la conciencia sea una cosa, pero sí que será un proceso o, de alguna manera, la propiedad de un sistema físico. Lo poco que sabemos es que la conciencia emerge (o se identifica, o es causada o lo que queramos decir aquí) de un determinado sistema físico: el cerebro. Un sistema, por otra parte, con unas propiedades fisico-químicas muy concretas. Entonces parece razonable pensar que las propiedades físico-químicas del cerebro tendrán mucho que ver con el fenómeno de la conciencia, del mismo modo que las propiedades físico-químicas del estómago tienen mucho que ver con la digestión. ¿En qué se basan entonces para decir que nuestra mente es un conectoma, una complejidad estructural independiente del substrato donde se realice? ¿Es que acaso hemos comprobado alguna vez que otra química diferente a la del carbono dé lugar a algún tipo de conciencia? ¿Es que acaso podemos encender fuego únicamente con un modelo matemático de la combustión?

Nada surge meramente de lo complejo, igual que nada es exclusivamente una estructura. Los ingenieros de AI piensan que si tenemos un mapa muy detallado de lo que es una gallina escrito en un papel, ya tenemos realmente una gallina. No, para hacer una gallina hacen falta átomos de gallina. Y quizá, los átomos de gallina tienen unas propiedades tales que sólo con átomos de gallina podemos hacer gallinas, y no con cualquier otro substrato que se nos antoje estructuralmente similar.  La independencia de substrato es una tesis que suele aceptarse con demasiada ligereza.

Anuncios
comentarios
  1. peri dice:

    Puede que os interese esta conferencia sobre el proyecto Blue Brain:

    Un saludo.

  2. Adolfo dice:

    Muy buena entrada 😉

  3. Tay dice:

    Interesante…

    Pero si tenemos dos sistemas para dos tipos hipotéticos de consciencia. Uno pertenece a un universo en el que la función emerge a un nivel “elevado” de escala determinado del sistema, por ejemplo, a nivel de organización celular, y otro en el que son necesarios los “átomos de gallina”. En el fondo, la diferencia entre ambos sistemas estará centrada en el sistema mismo… aparentarán ser iguales para el que no conozca la acción en el sistema de los átomos de gallina, pero no lo serán.

    En el universo de “átomos de gallina”, con el conocimiento suficiente, incluyéndolos en una supuesta simulación, nada impediría (en el caso de que la tecnología lo permitiese) simular dicha consciencia.

    Con esto quiero decir que los “átomos de gallina” en el caso de que no representen un elemento “mágico”, de una naturaleza inalcanzable (que, a priori deberíamos descartar para poder avanzar), deberían ser considerados parte del sistema que da lugar a la función.

    En mi opinión no debería ser un motivo para descartar la invarianza organizacional (o independencia del substrato), solo complicaría la simulación.

    Saludos!

  4. Peri:

    Gracias, ya lo había visto, pero completa perfectamente el post.

    Adolfo:

    Gracias. Hacía tiempo que no te veía por aquí.

    Tay:

    Es que el quid de la cuestión está en la relación entre simulación y realidad. Si en un momento del futuro conociéramos los “átomos de gallina” que colocándolos de x forma generan consciencia, podríamos efectivamente simularlos, pero esa simulación no tendría consciencia. Para que realmente la tuvieran hace falta coger “átomos de gallina” DE VERDAD u otros átomos que se parezcan mucho y colocarlos de x forma para, sólo entonces, tener consciencia.

    Piensa que, sin ser los “átomos de gallina” algo “mágico” (o sí, la verdad es que no sabemos nada. Lo mismo son trocitos del monolito de 2001 Odisea en el espacio 😉 ), quizá sólo con ellos se pueda generar consciencia. Bombas nucleares sólo pueden hacerse con uranio (o no lo sé, pero supongo que no podrán hacerse con polvorones). Sin uranio no hay fisión. Quizá sin “átomos de gallina” no hay consciencia.

    Un saludo.

  5. Alejandro Vukasovic dice:

    Estoy de acuerdo contigo, Santiago. Utilizo con frecuencia la abstracción, programo autómatas celulares en mi computador, pero una simulación del Bing Bang no nos dará otro universo.

  6. yack dice:

    Santiago, lo que está claro es que los átomos sólo son agrupaciones de partículas y todo (gallinas, cerebro humano y bombas atómicas) está fabricados únicamente con partículas. Por lo tanto, si las cosas son lo que parecen, existe una estructura organizativa de partículas que genera conciencia. Luego todo se reduce a un problema de ingeniería de particulas.

    Por otro lado parece muy poco probable que la conciencia sólo se puede generar uniendo las partículas justamente como lo ha hecho la selección natural. La conciencia ha aparecido a partir de una estructura atómica/molecular formada a partir del sustrato existente en la Tierra primigenia, bajo la única directriz de la supervivencia. Es inimaginable que sólo exista una vía para conseguir la conciencia, que al final sólo se basa en una interacción de partículas subatómicas. Si se tratara de una propiedad de aparición espontanea, sería fácil de reproducir, y si se tratara de algo muy elaborado, sólo sería cuestión de descubrir cuáles son los elementos esenciales que la hacen posible y reproducirlos en otro sustrato.

    Cuando la IA adquiera cierto nivel, podrá solucionar el problema de ingeniería que supone la fabricación de la conciencia, sea lo que sea la conciencia.

    Me ha gustado esta entrada porque has conseguido transmitir la extraña naturaleza del fenómeno conciencia, que en principio no parece servir para nada y por otro lado (y por esa misma razón y otras más), no tenemos ni idea de cómo puede surgir. Quizá, después de todo, es la prueba de que estamos en una simulación, en la que la conciencia es el elemento esencial que da sentido a todo y no una simple propiedad inexplicable y portentosa del cerebro humano. Pero en este último caso, no habría que preocuparse por la viabilidad de la simulación porque ya estaríamos en ella.

    Saludos.

  7. Alejandro:

    ¡¡¡Mucho cuidado con lo que haces en tu ordenador!!! 😉

    Yack:

    La historia es que los programadores de AI no se preocupan demasiado por la química de partículas, centrando su atención en la función. Pretenden hacer programas que hagan lo mismo que las personas dando casi igual el cómo. De aquí la crítica al test de Turing. Si siguen por ese camino quizá harán máquinas que hablen, corran y hagan el pino, pero no máquinas conscientes.

    El camino creo que es hacer máquinas materiales en vez de máquinas funcionales, es decir, máquinas que no sean simulaciones de nada, que no imiten, sino que sean.

    Y la verdad es que la consciencia es el hecho más extraño del universo… ¡Por eso me dedico a investigarla! Creo que es el enigma más apasionante y que en esta época tenemos el privilegio de, mediante la IA o las neurociencias, abordarla experimentalmente.

    Saludos.

  8. Tay dice:

    Santiago

    Entiendo tu postura, y la veo perfectamente válida desde la premisa de que la consciencia sea “algo más” que información.

    Simular un estómago haciendo digestiones no es hacer digestiones, claro está, pero habría que discutir si lo que hace el cerebro es procesar información o este proceso posee un añadido extra que desconocemos…

    Saludos!

  9. Tay:

    Es que la consciencia no sólo es una transmisión de información. Cuando a mí me duele una muela, ese dolor tiene entidad propia, DUELE. A pesar de que por medio de ese dolor mi organismo me informe de que algo va mal, el dolor no es un flujo de unos y ceros, ni siquiera de pulsos eléctricos.

    Saludos.

  10. Alejandro Vukasovic dice:

    Yack:

    Me sorprende tu fe en la IA. Al día de hoy sólo tenemos juguetes hi-tech, algunos más útiles que otros, pero estamos lejos de ese R2D2 del que muchos nos enamoramos a los cinco años o de ese prepotente HAL 9000.

    Te sugiero que busques información sobre los proyectos Cog y Cyc. Ambos fueron considerados estandartes de sus respectivos enfoques (ascendete y descendente, respectivamente) y ya puedes imaginar lo que sucedió.

    Tay:

    Si la conciencia sólo fuera transmisión de información, entonces deberíamos practicar alguna clase de animismo… Y los campos de trigo mecidos por el viento y acariciados por el sol serían conscientes. A todo esto ¿qué entiendes por información?

  11. Antonio dice:

    Santiago (e insignes comentaristas), algunas apreciaciones.
    La complejidad de las conexiones cerebrales es tal que solo ahora estamos empezando a investigarlas. Sabíamos de iones, moléculas… Pero cualquiera puede pensar que la conectividad es clave: desmonta los cables de un ordenador y conéctalos al azar. Nada funciona. Por eso el énfasis de la frase “somos nuestro conectoma”. Creo que el conectoma es el avance más significativo de la neurociencia actual (40M$ de los NIH americanos). Internet podría generar conciencia si estuviera adecuadamente conectada
    Pero este es el problema fácil de la conciencia de Chalmers y aspiramos a más. Tienes razón: la consciencia es el hecho más extraño del universo. ¿Cómo genera el cerebro conciencia? ¿Hay algo más distinto aparentemente que un cerebro y una idea? Y conste que coincido en que “la conciencia es una entidad real, física” ¿Qué otra cosa podría ser?
    En relación al sustrato. El propio Turing dijo que la coincidencia de que los ordenadores y los cerebros usaran electricidad no era importante ya que otros ordenadores de su época eran mecánicos. Torres Quevedo inventó una máquina mecánica que daba mate con dos torres. Independencia de sustrato y misma función.
    Creo que la conciencia es en esencia información. Por eso opino que es posible simularla. Ordenadores y cerebro usan información independientemente del sustrato. Mi gallina mental y la tuya ¿son algo más que información?
    Yendo un poco más lejos. Mi gallina mental es una simulación. El cerebro es un simulador de la realidad mediante el uso de ideas y razonamientos. Lo que quizá nos devuelve a la filosofía, único campo donde poder estudiar el problema difícil.
    Un saludo

  12. yack dice:

    Santiago, yo pienso que los expertos en IA tienen bastantes problemas con fabricar un ordenador inteligente como para preocuparse de que además sea consciente, sin saber qué es eso y cómo se podría comprobar que es consciente. Habría que hacer un test de Turing especial y no estoy seguro de que tal cosa sea posible.

    El sustrato no es importante para soportar la inteligencia, como ha quedado demostrado simulando procesadores virtuales con la ayuda de otros procesadores materiales. En el mundo de la información, la simulación es equivalente a lo simulado, como queda patente con esas calculadoras virtuales que son indiferenciables, a efectos prácticos, de las reales de plástico.

    Ahora bien, si pensamos en un modelo de inmortalidad basada en un sustrato que soporte nuestro conectoma y no en mera IA, entonces sí que es importante clarificar cómo se crea conciencia porque a nadie le interesa vivir eternamente sin tener conciencia de ello.

    Pero no hay que descartar que en un punto del proceso se comprenda qué es la conciencia y en qué principios se basa. A partir de ahí se podrá añadir esa propiedad a un sistema IA destinado a albergar a una mente humana virtualizada.

    Pero la IA y la conciencia, en principio, parecen cosas distintas. Si estás buscando una máquina que resuelva todas tus dudas, te vale la IA, pero si estás buscando un lugar donde vivir los próximos 100.000 años, necesitas, sobre todo, un sistema capaz de recrear la conciencia. Es posible que finalmente, se descubra que la conciencia no puede generarse en un simulador, como le ocurre a la inteligencia. Pero en tal caso sólo será cuestión de añadir un “chip” con una organización molecular capaz de generar la propiedad “conciencia”.

    Alejandro, no tengo idea de cuándo se conseguirá la IA. Puede ser dentro de 10 años o dentro de 200 ó 2000, aunque apostaría una cerveza (sólo una cerveza) a que en menos de 100. El hecho de que se haya subestimado el problema no significa que sea irresoluble. También Leonardo diseño modelos inviables de máquinas voladoras y por eso no quedó cerrada la posibilidad de conseguirlo unos años después.

    Está claro que la inteligencia existe y que está soportada por un sistema físico. La tecnología ha demostrado que con tiempo suficiente puede hacer milagros, y el milagro que más nos interesa ahora es reproducir la inteligencia. No dudo que finalmente se consiga, aunque no podría decir cuándo porque todavía no se ha llegado al fondo del asunto, aunque cada día se está más cerca.

    Una técnica interesante para avanzar sería seguir el proceso de complejización del conectoma desde el gusano hasta el homo sapiens, y de esa forma llegar a entender el principio estructural en el que se basa la inteligencia. Una vez entendido, tal vez resulte sorprendentemente fácil crear sistemas de IA que, aunque no superen el test de Turing (¿a quién le interesa?), sean capaces de resolver cualquier problema que les planteemos, incluido, cómo no, el de la conciencia, lo que no dejaría de ser paradójico.

    Saludos.

  13. Tay dice:

    Perdonad la tardanza en contestar, cosa de las fechas… antes de comenzar me gustaría deciros que como aun estoy cuerdo (o eso creo), soy consciente de que “casi” todo es especulación, así que si parece que afirmo algo categóricamente, no lo es tanto.

    Santiago:
    “Es que la consciencia no sólo es una transmisión de información”

    El problema es que el cerebro no hace otra cosa más que conectar células entre sí, y que la forma en la que están conectadas se correlaciona con su función… y eso es información… y procesado de la misma. Claro que podemos pasar a hablar del zombi filosófico y decir que este procesado puede estar exento de conciencia… pero es algo que creo físicamente imposible (aunque no teóricamente, de ahí lo interesante).

    Yack:
    “Si la conciencia sólo fuera transmisión de información, entonces deberíamos practicar alguna clase de animismo… Y los campos de trigo mecidos por el viento y acariciados por el sol serían conscientes. A todo esto ¿qué entiendes por información?”

    ¡Sin duda! y es una idea que tengo que decir que me encanta. Pero que se disuelve hasta hacerse menos increíble, y más fácil de tragar, cuando comprendemos que la consciencia de la que disfrutamos nosotros esta compuesta por un montón de propiedades (autoconsciencia, continuidad, coherencia, unidad, libre albedrío… etc) que no están relacionadas directamente con la información, sino en como se organiza esta. Pero algo hay que dejar alguna propiedad a la información para que pueda “constuir” estas propiedades con la experencia… y esa es la experiencia misma.

    “Ahora bien, si pensamos en un modelo de inmortalidad basada en un sustrato que soporte nuestro conectoma y no en mera IA, entonces sí que es importante clarificar cómo se crea conciencia porque a nadie le interesa vivir eternamente sin tener conciencia de ello.”

    Aquí tenemos al zombi filosófico en acción. Debemos ser conscientes de que nosotros mismos somos entes cambiantes, y que nuestra sensación de “continuidad” no es más que una propiedad más de la consciencia.
    En mi opinión estos problemas no lo son tanto, puesto que somos incapaces de saber si mañana vamos a ser conscientes… o si lo es el vecino de al lado… pero lo asumimos porque su configuración (la forma en la que las estructuras se ordenan en el procesado de información), son las mismas… o muy parecidas.

    Un saludo!

  14. Tay dice:

    Ah! lo olvidaba!

    Yack:
    “A todo esto ¿qué entiendes por información?”

    Se me olvidó contestarte… Pues me gusta la definición de G. Bateson:
    “La diferencia que hace una diferencia”

    Que una neurona estornude supone una diferencia que no hace ninguna diferencia, que una neurona supere su umbral de activación, sí conlleva una diferencia. El potencial de acción forma parte de la transmisión y procesado de información.

    Saludos!

  15. yack dice:

    Tay, me has atribuido afirmaciones de otros foreros, pero voy a darte mi opinión sobre qué es la información.

    Aparece una mancha blanca en un monitor. Un ordenador determina que se trata de un cometa en trayectoria de colisión con la Tierra y en pocas horas mi millones de personas se vuelven histéricas y la sociedad humana cambia bruscamente de conducta para hacerse caótica. Y todo por una manchita de nada en un monitor. Eso es información.

    En mi opinión la información es aquello que permite a los seres vivos predecir el futuro, y adaptarse o modificarlo en función de sus intereses.

    Es, en suma, el ingrediente que permite a los seres vivos cambiar el futuro para hacerlo más acogedor.

    Saludos.

  16. Tay dice:

    “Tay, me has atribuido afirmaciones de otros foreros, pero voy a darte mi opinión sobre qué es la información.”

    Caramba, ¡es verdad! mil disculpas para los dos Jack y Alejandro Vukasovi.

    En cuanto a tu “definición”, es interesante… pero no la comparto, excluyes de ella todo lo que no sea considerado “ser vivo” con los enormes problemas que ello puede conllevar, más entiendo en cuenta lo difícil que es definir el concepto de “lo vivo”. Más que solucionar, emborrona más el problema. Además, la información no debería referirse exclusivamente al futuro… un ejemplo sencillo es un fósil… o una escena de un crimen…

    Además, pese a que no creo que las definiciones sean siempre la mejor herramienta, creo que de usarlas hay que tratar de sintetizar lo máximo posible… por ello la unidad de información es el bit.

    Si aplico la definición de Bateson a tu ejemplo, podríamos imaginar que en la pantalla hay un montón de datos, incluso puede que hubiese otras manchas… pero con otras propiedades, o en otros contextos… en definitiva, otros cambios.
    Pero ese cambio, a diferencia de los demás, genera otro cambio, es la diferencia que hace otra diferencia, en este una diferencia enorme y catastrófica.

    Saludos!

  17. Hola chavalotes:

    A ver, que os veo muy perjudicados por el consumo masivo de sidra el Gaitero.

    Antonio:

    “La complejidad de las conexiones cerebrales es tal que solo ahora estamos empezando a investigarlas. Sabíamos de iones, moléculas… Pero cualquiera puede pensar que la conectividad es clave: desmonta los cables de un ordenador y conéctalos al azar. Nada funciona.”

    Y prueba en vez de usar cables de plástico y cobre a usar palillos mondadientes y conéctalos del modo correcto. ¿Funciona el ordenador?

    “Mi gallina mental y la tuya ¿son algo más que información?”

    Sí, un mogollón de células y de reacciones termo-físico-químico-eléctricas que producen que la gallina aparezca en tu mente. ¿Es el dolor únicamente información?

    Tay:

    “El problema es que el cerebro no hace otra cosa más que conectar células entre sí, y que la forma en la que están conectadas se correlaciona con su función… y eso es información… y procesado de la misma. Claro que podemos pasar a hablar del zombi filosófico y decir que este procesado puede estar exento de conciencia… pero es algo que creo físicamente imposible (aunque no teóricamente, de ahí lo interesante).”

    Es que no sabemos si el cerebro sólo realiza tránsitos de información. Hemos aceptado el modelo computacional de la mente sin demasiados peros cuando realmente los tiene. Estoy seguro de que el cerebro computa información pero, como he dicho en el post, no puede ser que sólo compute información. Seguramente hace muchísimas más cosas. Es que es imposible que dolor=símbolo que representa dolor. Hará falta un mecanismo físico que genere dolor.

    Es que si aceptamos que la mente es únicamente estructura con total independencia de substrato podríamos construir un cerebro con latas de cerveza o con bolsas de basura (eso sí, con millones de ellas), siempre que las colocáramos de una forma adecuada. No, para diseñar máquinas que hacen cálculos automáticamente (que eso es hasta ahora lo único que hemos conseguido) no podemos utilizar el material que nos plazca. Hace falta, por ejemplo, que el material sea lo suficientemente estable para que pueda guardar la información el tiempo necesario para realizar el cálculo. Por eso se utiliza silicio o arseniuro de galio y, por eso los ordenadores son digitales y no analógicos (los analógicos son mucho menos fiables guardando información). También hacen falta materiales que sean buenos conductores de electricidad, que puedan interconectarse con facilidad, etc. ¿Alguien ha visto alguna vez un computador líquido o gaseoso?

    Y con respecto a la definición de información… ¿Qué entiendes por diferencia?

    Saludos y Feliz Navidad.

  18. Tay dice:

    Santiago

    “Es que si aceptamos que la mente es únicamente estructura con total independencia de substrato podríamos construir un cerebro con latas de cerveza o con bolsas de basura”

    Me encanta cuando se alcanzan estos temas en las conversaciones sobre la consciencia. Mi respuesta es: por supuesto!
    Pero no es más sorprendente que un mente que reside en un conjunto de células interconectadas.

    “No, para diseñar máquinas que hacen cálculos automáticamente (que eso es hasta ahora lo único que hemos conseguido) no podemos utilizar el material que nos plazca.”

    Si que podemos, discrepo. La única diferencia entre unos y otros es la velocidad… por ese mismo motivo existe la idea de la nación china de John Searle (que defiende la misma idea que tu, que las neuronas deben tener “algo” que las hace especiales”). Si los chinos se comunicasen entre sí simulando un cerebro, según el no habría consciencia, argumentando que resulta ridículo.
    En mi opinión no es ni más ni menos ridículo que un cerebro formado por células comunicandose entre sí. El hecho de que la nación china resulte intuitivamente ridículo es únicamente debido a que no estamos familiarizados por lo general con el cerebro, y seguimos atribuyéndole propiedades “mágicas” o “especiales”.

    Se pueden fabricar calculadoras con cuerdas, piedras, con agua circulante, con madera, con lo que quieras… al cambiar el material tienes que cambiar en algunos casos el mecanismo, pero el proceso es el mismo… y por supuesto no hace falta electricidad, esta es la que normalmente creemos que tiene la propiedad “mágica” o “especial” que requieren los ordenadores, pero en absoluto es necesaria.

    “¿Qué entiendes por diferencia?”

    Cambio, un cambio que genera un cambio. No existe consciencia sin proceso, y el proceso debe desplazarse en el tiempo, depende del cambio.

    Saludos gaiteros! 😀

  19. yack dice:

    Tay, lo que yo pienso es que la información, como las predicciones, sólo existe en un contexto donde hay seres vivos. Un asteroide entrando en la atmosfera es información para los seres vivos que lo vean (y no del mismo rango para todos) pero no sería información en un mundo deshabitado. La información siempre está en el presente, pero su utilidad es predecir el futuro. Un fósil es información presente que permite a un ser humano conocer el pasado para imaginar el futuro. El escenario de un crimen es información presente sobre el pasado para predecir o modificar el futuro. El pasado no existe sino como una característica informacional del presente y los seres vivos son procesadores de información capaces de cambiar el futuro en base a sus intereses (o al menos es así como lo percibimos nosotros). Cuando caminamos estamos utilizando la información que recogemos en el presente para no caernos en el instante siguiente futuro.

    Un bit es una medida de la información que utilizamos algunos seres vivos para gestionar sistemas artificiales que también manejan información, aunque sea por cuenta nuestra, pero si desaparecieran los seres humanos, una tarjeta de memoria de un móvil dejaría de contener información en tanto no cayera en manos de algún ser capaz de interpretarla (ayudarle a predecir/mejorar/comprender el futuro). Por otro lado, e= emc2, según mi definición es información en un contexto humano. Según la definición de Barteson ¿es información? Un reloj que da la hora ¿es una fuente de información? Para mí sí. Para Baterson no. Demasiado rebuscada y poco útil.

    Saludos.

  20. Tay:

    “El hecho de que la nación china resulte intuitivamente ridículo es únicamente debido a que no estamos familiarizados por lo general con el cerebro, y seguimos atribuyéndole propiedades “mágicas” o “especiales”.”

    No estoy hablando de que el cerebro tenga propiedades “mágicas” más allá de las propiedades que tienen un motor de explosión para ejecutar movimiento. El “movimiento” es una propiedad que puede darse en un montón de entidades diferentes, PERO NO EN TODAS. Una rana se mueve al igual que un satélite, ya que podemos hacer que se muevan con substratos diferentes. Sin embargo, reitero, no podemos hacer que cualquier cosa se mueva. Es decir, el movimiento no tiene una TOTAL independencia de substrato sino una independencia de substrato RESTRINGIDA (y si lo pensamos bien muy restringida), al igual que, seguramente, la conciencia la tiene. Eso es lo máximo que estoy dispuesto a ceder.

    “Se pueden fabricar calculadoras con cuerdas, piedras, con agua circulante, con madera, con lo que quieras… al cambiar el material tienes que cambiar en algunos casos el mecanismo, pero el proceso es el mismo… y por supuesto no hace falta electricidad, esta es la que normalmente creemos que tiene la propiedad “mágica” o “especial” que requieren los ordenadores, pero en absoluto es necesaria.”

    Se pueden fabricar calculadoras con muchos substratos diferentes aunque, en muchos casos, el proceso no es el mismo si cambiamos el material (aunque el resultado pueda serlo): un reloj analógico funciona con un mecanismo DIFERENTE que uno digital aunque ambos den bien la hora. Ambos hacen CÓMPUTOS diferentes para llegar al mismo resultado, lo cual muestra que no todo cálculo es posible en cualquier material. Por ejemplo, los sistemas de redes neuronales de Rosenblatt (los famosos perceptrones) no podían realizar ciertas operaciones lógicas (según la famosa crítica de Papert y Minsky). Para subsanar esto hizo falta una nueva generación de sistemas de redes neuronales (los que se llamaban de multicapa). Y es que hacemos generalizaciones muy a la ligera.

    Falacias en las que caes:

    1. Podemos hacer máquinas que realicen ciertos cálculos en un número amplio de substratos. Ergo, podemos hacer máquinas que calculen en CUALQUIER substrato. ¿No hay restricción alguna?

    2. El cerebro SÓLO hace transformar y transmitir información. Ergo la conciencia debe ser ÚNICAMENTE un tránsito de información. ¿Sólo información?

    “Cambio, un cambio que genera un cambio. No existe consciencia sin proceso, y el proceso debe desplazarse en el tiempo, depende del cambio.”

    El concepto de información es de los más difíciles de definir que conozco. Si para ello utilizas conceptos como diferencia o cambio, te encontrarás con nuevos conceptos que es difícil definir sin caer en cierta cicularidad. ¿Qué es un cambio?

    Otra copa de sidra 😀

  21. Alejandro Vukasovic dice:

    Espero una definición más precisa de “información”, casi en términos físicos.

  22. Alejandro Vukasovic dice:

    Primero, disculpas por enviar mi comentario incompleto…

    Espero una definición más precisa de “información”, casi en términos físicos. Hablar de la información así como así sólo lleva a equívocos, pero no es nuestra culpa… ¡Es que es un tema relamente espinudo!

    Los que estamos aquí “presentes” coincidimos en que no hay algo “mágico” en el cerebro o, dicho de otra forma, que su “magia” es de este universo y no de otro . El asunto es que tiende a obviarse el papel del sustrato físico en la conciencia. Y es algo que me pone incómodo… Se acepta con mucha facilidad, practicamente sin cuestionamientos, de que la conciencia es posible sin nuestro querido y vapuleado cerebro. Si aceptamos que la conciencia es una proceso físico, debemos preocuparnos de los aspectos “físicos” de esto, no recurrir a cómodas abstracciones… Decir que la conciencia surge de la complejidad es esquivar el por qué.

    Espero el día en que alguien construya un máquina, asegure que sea conciente y la ponga a disposición de agudos escrutadores.

    Yo no bebo, pero tomaré otro vaso de Ginger-Ale. 🙂

  23. Tay dice:

    Santiago

    “No estoy hablando de que el cerebro tenga propiedades “mágicas” más allá de las propiedades que tienen un motor de explosión para ejecutar movimiento”

    Pero según tu son necesarios los “átomos de gallina” que posee el cerebro, un elemento del que desconocemos su existencia y que otorgaría a la estructura cerebral la capacidad para “generar” consciencia. Eso a mi me suena a magia.

    ” El “movimiento” es una propiedad que puede darse en un montón de entidades diferentes, PERO NO EN TODAS.”

    Es un ejemplo perfectamente válido para algo que no sea SOLO información y el procesado de la misma. Como el movimiento de la rana. Si el procesado de información del cerebro es computable (un tema a parte a discutir)… entonces la simulación del procesado del cerebro SI tendría el mismo “resultado” que en un cerebro.

    “Eso es lo máximo que estoy dispuesto a ceder.”

    🙂

    ” un reloj analógico funciona con un mecanismo DIFERENTE que uno digital aunque ambos den bien la hora.”

    Esto no contradice en nada lo que yo ya he dicho, el mecanismo puede ser diferente, de hecho creo que DEBE ser diferente en muchos casos. Pero centrarnos en la estructura y no en el procesado de la información sería caer en un error tremendo.

    Respecto a las supuestas falacias… realmente haces dos muñequitos de paja para morder con alegría 😛

    – Probablemente construir una máquina de Turing con moco pueda resultar difícil, como es evidente. Decir que se puede hacer con cualquier cosa y agarrarse a eso es de poca ayuda en la conversación… es evidente que me refería a la afirmación que has hecho… que… sí es una falacia, en la que afirmabas que es necesario el silicio y la electricidad para fabricar un ordenador.

    Exáctamente con estas palabras
    “No, para diseñar máquinas que hacen cálculos automáticamente (que eso es hasta ahora lo único que hemos conseguido) no podemos utilizar el material que nos plazca”

    Aquí otro ejemplo.

    La otra falacia que no lo es:

    “El cerebro SÓLO hace transformar y transmitir información. Ergo la conciencia debe ser ÚNICAMENTE un tránsito de información. ¿Sólo información?”

    Sí, solo información, pero como el reloj es solo metal. Lo importante es el proceso. No hay falacia por ningún lado.

    Puedo equivocarme, pero no trato de no partir de presupuestos inamovibles:

    “no puede ser que sólo compute información. Seguramente hace muchísimas más cosas. Es que es imposible que dolor=símbolo que representa dolor.”

    ¿No puede ser? ¿Imposible?, ¿más cosas a parte de procesar información? dame un ejemplo de alguna, quizás me falta imaginación.

    Respecto a la definición de información, ya he comentado que las definiciones no me gustan, pero creo que esa es la mejor que hay para información. Si me aportáis una mejor me la apunto…

    Respecto a “cambio”, lo definiría como la substitución de un estado por otro. Una diferencia en el espacio o el tiempo. No se te ocurra preguntarme por qué es el espacio y el tiempo! 😀

    Alejandro

    “Espero el día en que alguien construya un máquina, asegure que sea conciente y la ponga a disposición de agudos escrutadores.”

    Te puede valer cualquier persona para eso! cualquiera te asegurará ser consciente y los agudos escrutadores no podrán averiguar nada, al menos hoy por hoy 😀

    Yo tampoco bebo 🙂

  24. Tay dice:

    Perdóncito, donde dije “ordenador” quise decir “máquinas que hacen cálculos automáticamente” 😀
    Así queda mejor, y creo que no deja discusión posible en ese tema.

    Saludos!

  25. Alejandro Vukasovic dice:

    Tay:

    ¿Qué es procesar información?

  26. Buenos días Tay:

    “Pero según tu son necesarios los “átomos de gallina” que posee el cerebro, un elemento del que desconocemos su existencia y que otorgaría a la estructura cerebral la capacidad para “generar” consciencia. Eso a mi me suena a magia.”

    No más mágico que chocando dos átomos consigas una explosión que barre treinta kilómetros a la redonda o que los cloroplastos transformen ondas electromagnéticas en materia orgánica. La naturaleza está llena de cosas muy sorprendentes, es lo maravilloso que tiene, y no por ello llamamos a la Pitonisa Lola.

    “Es un ejemplo perfectamente válido para algo que no sea SOLO información y el procesado de la misma. Como el movimiento de la rana. Si el procesado de información del cerebro es computable (un tema a parte a discutir)… entonces la simulación del procesado del cerebro SI tendría el mismo “resultado” que en un cerebro.”

    Es que el resultado de una computación es SIEMPRE un número, un símbolo. Y los números no hacen nada, no muerden ni saltan. Lo que hace falta es que esas computaciones SE TRADUZCAN en algo físico. Es decir, un reloj, hace cálculos, pero, al final, esos cálculos realizan el movimiento mecánico de desplazar unas manijas. Lo mismo ha de pasar en la mente humana. Pero vuelvo a repetir, la estructura sin más o el mero cálculo sin más no puede hacer nada.

    “Probablemente construir una máquina de Turing con moco pueda resultar difícil, como es evidente. Decir que se puede hacer con cualquier cosa y agarrarse a eso es de poca ayuda en la conversación… es evidente que me refería a la afirmación que has hecho… que… sí es una falacia, en la que afirmabas que es necesario el silicio y la electricidad para fabricar un ordenador.”

    Es que creo que hay muchas más restricciones que las que piensas de modo que CUALQUIER SUBSTRATO significa realmente MUY POCOS SUBSTRATOS. De hecho, en la historia de la humanidad, hasta que la tecnología ha estado muy avanzada, no se han podido hacer esas calculadoras. Pascal o Leibniz se las vieron y se las desearon para construir maquinitas de sumar y Babagge no pudo construir su máquina analítica. Hasta mediados de los cincuenta del siglo pasado no hemos tenido ordenadores capaces de hacer todas las operaciones aritméticas básicas y, hasta hace muy poco, ecuaciones complejas. ¿No te parece un esfuerzo titánico en vista que según tú podemos hacer un ordenador en cualquier substrato?

    “¿No puede ser? ¿Imposible?, ¿más cosas a parte de procesar información? dame un ejemplo de alguna, quizás me falta imaginación.”

    En el cerebro ocurren reacciones químicas que desembocan en procesos con efectos reales. Cuando la hipófisis estimula las glándulas suprarrenales para que segreguen cortisol, esto hace que me estrese, que me ponga nervioso, que sienta pánico. Esto no es sólo información a pesar de que la información se utilice en el proceso.

    Dicho de otra manera: la información INFORMA A ALGO O A ALGUIEN. La información en sí misma no vale para nada. Hace falta que algo interprete esa información para utilizarla. Yo creo que las neuronas transmiten una información para que se hagan cosas con ella. Y una de esas cosas es la conciencia.

    “Respecto a la definición de información, ya he comentado que las definiciones no me gustan, pero creo que esa es la mejor que hay para información. Si me aportáis una mejor me la apunto…Respecto a “cambio”, lo definiría como la substitución de un estado por otro. Una diferencia en el espacio o el tiempo. No se te ocurra preguntarme por qué es el espacio y el tiempo!”

    Date cuenta que todo tu planteamiento se basa en la idea de que la mente es información y luego no puedes definir información. Dices que información es diferencia, que diferencia es cambio y, al final, de nuevo, que cambio es diferencia. Es la circularidad de la que te advertía. A Searle le pasa lo mismo cuando usa el concepto de emergencia… y es que, en último término no tenemos ni idea.

    Hoy, por ser por la mañana, no me tomaré más sidra. Con un café con leche y un par de polvorones vale.

  27. yack dice:

    Las definiciones son importantes sólo cuando dicen algo que ayuda a comprender lo que definen. Las definiciones circulares sólo “parecen” definiciones, pero no lo son.

    “Dicho de otra manera: la información INFORMA A ALGO O A ALGUIEN”: De acuerdo aunque yo quitaría lo de “algo”. Al final del proceso informativo siempre tiene que haber un agente capaz de utilizar la información en su provecho. En medio del proceso informativo puede haber transmisores, decodificadores y repetidores de la señal (telescopios, amplificadores, gafas, ordenadores, etc.) pero lo que cuenta, para que podamos hablar de información, es lo que hay al final: una criatura viva.

    En cuanto a la conciencia, considerándola como una visión general y simplificada de la realidad en la que se incluye el propio agente consciente, podría ser necesaria como parte del mecanismo que es la inteligencia humana. El gran misterio está en los qualias, tan innecesarios como intangibles. Y sobre todo, el gran qualia: sentirse o saborearse a uno mismo sintiendo o saboreando al universo. La cuestión es: ¿Los qualias aparecen espontáneamente cuando se genera la conciencia operativa o bien necesitan de algún requisito más? No descarto lo primero por la única razón de que lo segundo apunta a una explicación esotérica.

    Estoy convencido de que una IA que contara con una conciencia operativa, equivalente a la humana, podría correr en una simulación. Sin embargo, la intuición me dice que los qualias necesitarían algo más que una simulación. ¿El qué? Sólo estaremos en condiciones de dar una respuesta cuando consigamos una IA con conciencia operativa.

    Saludos.

  28. Alejandro Vukasovic dice:

    Me gustaría que trataran la información desde un punto de vista físico durante esta “conversación”. Nos facilitaría las cosas. ¿No les parece?

  29. yack dice:

    Tal vez el problema es que si tratamos la información en términos físicos nos quedamos sin saber nada de lo que aquí interesa. Es como decir que el tiempo es aquello que se mide en horas, minutos y segundos. En cierto contexto físico o experimental, esta definición es suficiente, pero si intentas comprender lo que es el tiempo, no ayuda nada.

    No creo que exista información en un mundo carente de vida y de ahí se sigue que la información forma parte indisoluble del concepto de vida, inteligencia, conciencia, etc. y que no se puede entender la naturaleza de la información si no se tiene en cuenta este hecho.

    Saludos.

  30. Alejandro Vukasovic dice:

    Nones… xD Si tenemos una definición “precisa” de información, podremos saber de que hablamos y en que contexto nos movemos… ¿Te suena la señorita entropía?

  31. Tay dice:

    Hola a todos, perdonad la tardanza otra vez…

    Alejandro y Yack

    A mi me gusta la forma en la que los físicos trabajan con la información, pero es difícil llevarlo a este tema. Es independiente de los seres vivos… y te ves en la necesidad de asumir que antes de la existencia de los seres vivos no existía la información, más cuando no hay una línea que separe los seres vivos de los que no lo son.

    Santiago

    Voy a tratar de centrarme en las ideas que tenemos en común, o al menos cambiar el estilo, para que esto no se alargue hasta el infinito.

    “La naturaleza está llena de cosas muy sorprendentes”

    Totalmente de acuerdo 🙂

    “Y los números no hacen nada, no muerden ni saltan. Lo que hace falta es que esas computaciones SE TRADUZCAN en algo físico.”

    Es cierto, los números son cosas estáticas que no hacen nada.

    El problema de buscar una “traducción”, es que necesitas algo a lo que traducirlo (supongo que te refieres a qualias), más si me dices que necesitas algo “físico”. El problema duro de la consciencia “demuestra” que los qualias no son físicos, pues aunque los encontrases y pudieses tocarlos, el problema seguiría existiendo.

    “la estructura sin más o el mero cálculo sin más no puede hacer nada”

    Es que la estructura y lo que tu llamas el cálculo, son una misma cosa.

    “¿No te parece un esfuerzo titánico en vista que según tú podemos hacer un ordenador en cualquier substrato?”

    Claro que me lo parece, pero se debe a que a nadie le interesa tener una computadora que tarda 100 millones de años en tener listo un resultado sencillo, lo que importa es la velocidad y la funcionalidad practica en estos casos.

    Pero eso me parece indiferente en este caso, no me importa que para realizar una simulación del cerebro (hipotética) con personas que se lanzan piedras entre sí (en lugar de neuronas con potenciales de acción), sea necesario un lío tremendo, ni lo que se pueda tardar en conseguir un resultado… lo que me importa es que somos incapaces de decir si esta simulación genera consciencia o no, porque si lo que importa es la función, deberíamos asumir que sí, por absurdo que parezca.

    “Yo creo que las neuronas transmiten una información para que se hagan cosas con ella. Y una de esas cosas es la conciencia.”

    Yo también creo eso, pero también creo que depende de que entiendas por conciencia. La consciencia se compone de muchas “partes”, y es fácil suponer su origen evolutivo… pero una de ellas es innecesaria y parece tener más que ver con la naturaleza del proceso de información que con el fin “buscado” (la evolución no busca cosas, es una forma de hablar), me refiero a la experiencia del qualia.

    “Date cuenta que todo tu planteamiento se basa en la idea de que la mente es información y luego no puedes definir información.”

    Es cierto, se basa en eso. No creo que sea definitiva, pero si es la mejor forma de plantear el problema que veo.
    información es la diferencia que hace una diferencia. Tratar de definir un concepto complejo en pocas palabras sería una locura, a parte de que no me gusta definir, es irreal. Pero te prometo una entrada en mi blog profundizando en la explicación de que entiendo por información 😉

    “y es que, en último término no tenemos ni idea.”

    Totalmente de acuerdo, en último término ni en primero :D, mira como comencé mi mensaje del 27 de Dic.

    “antes de comenzar me gustaría deciros que como aun estoy cuerdo (o eso creo), soy consciente de que “casi” todo es especulación, así que si parece que afirmo algo categóricamente, no lo es tanto.”

    Un quale-saludo

  32. yack dice:

    “A mi me gusta la forma en la que los físicos trabajan con la información, pero es difícil llevarlo a este tema. Es independiente de los seres vivos… y te ves en la necesidad de asumir que antes de la existencia de los seres vivos no existía la información, más cuando no hay una línea que separe los seres vivos de los que no lo son.”

    Ten en cuenta que los científicos son seres vivos que procesan información, que sin ellos no existiría. Y, en efecto, yo asumo que antes de los seres vivos no había información, de la misma forma que no había errores, cálculos, deseos, decepciones, etc, todo ello asociado con la información.

    ¿Qué papel jugaría la información, de existir, en un mundo deshabitado?.

    Por otro lado, la diferencia entre un ser intencional (una ameba, un virus) y otro que no lo es, resulta de lo más notable.Y una de las diferencias más importantes es que el primero necesita y procesa información y el segundo no. Un ratón que observa que una roca se le echa encima procesa la información y se aparta, mientras que otra roca en la misma posición no lo hace. ¿Es información el hecho de que una roca ruede ladera abajo? Yo creo que no, a menos que exista un ratón que la detecte y sepa qué hacer con ella. Por la misma razón, un mismo fenómeno puede generar información o no, en función de la sofisticación perceptiva del agente que pueda accesarla. Un ratón ciego o una ameba no interacciona con la información y, por tanto, la información no existe ya que la información es una interacción energética especial en el que necesariamente ha de intervenir un agente con capacidad intencional.

    Saludos.

  33. Tay dice:

    Pero Yack, imagino que pensarás que la vida no surgió de repente, y si no es así, debió hacerlo de forma más o menos progresiva, con un aumento de complejidad. ¿Cómo valoras la complejidad si no es mediante información?

    Un satélite que abre sus paneles solares al recibir un estímulo, procesa información, y no esta vivo… por poner un ejemplo bonito.

    No es la primera vez que me encuentro con alguien que entiende la información en los términos en los que tu lo haces, me gustó (con algunas pegas) el libro La Trama de la Vida de F. Capra, para el la información es exclusiva de los seres vivos… y, de verdad, no entiendo el motivo…

    Un saludo!

  34. yack dice:

    Considéralo desde este punto de vista: ¿Existen los errores? Sólo los seres vivos cometen errores cuando sus previsiones fallan. El ser vivo procesa información y hace previsiones que luego deben ser corroboras por nuevas observaciones.

    La información es un tipo de interacción de escasa energía (necesariamente debe intervenir un ser vivo) que puede provocar grandes cambios (el ejemplo del meteorito) y es utilizada por los seres vivos para seguir su propio camino a través del entorno inanimado.

    En el propio organismo la información se utiliza para que las distintas partes se comuniquen y puedan seguir un plan conjunto, un proyecto preexistente (mantenerse vivos, no regresar al mundo inanimado donde la información no existe).

    Un telescopio procesa información, pero sólo es un intermediario entre el científico (un ser vivo) y su entorno. Es una extensión de su organismo, como el ojo, pero si los científicos murieran en masa, los telescopios dejarían de transmitir información, de la misma manera que dejarían de fallar porque nadie haría previsiones sobre su funcionamiento.

    El error tal vez sea considerar la información sin tener en cuenta que al hacerlo estás introduciendo un agente inteligente (a ti mismo) que da sentido a las consideraciones sobre la existencia objetiva de la información, como ocurriría si te planteases si existen los errores en un mundo inerte.

    Saludos.

  35. Alejandro Vukasovic dice:

    “los telescopios dejarían de transmitir información”

  36. yack dice:

    Si estas proyectando una historia en la pared blanca de una sala de cine con un solo espectador, y éste muere de un infarto, las manchas de luz de la pared dejarán de ser información porque sólo es información la energía que interacciona con un ser vivo.
    ¿Y para qué necesitan los seres vivos la información?

    Digamos que con ella pueden recrear el futuro y eso les permite cambiarlo a voluntad para que se ajuste a sus planes de supervivencia. Es así de simple y de complicado.

    Saludos.

  37. Alejandro Vukasovic dice:

    “…porque sólo es información la energía que interacciona con un ser vivo.”

  38. yack dice:

    Mejor así: Información es cualquier interacción energética que afecte a un ser vivo, ya sea exterior o interior a su organismo. La reacción a esta interacción dependerá de la interpretación que de ella haga el programa genético, enriquecido por la experiencia acumulada sobre el entorno.

    Ahora bien, si estamos diseñando un ordenador, no nos planteamos qué es la información, sino cómo utilizarla en nuestro provecho a través del artefacto que estamos fabricando. Digamos que el ordenador puede gestionar información que sólo va a llegar a nosotros condensada en una señal, tal vez un único bit (si/no).

    Pero desde el punto de vista de nuestros intereses, es útil considerar que todo lo que entra en el ordenador es información, aunque no interaccione directamente con nosotros, porque es relevante para la respuesta final. ¿Construiríamos un ordenador que no tuviese salidas y que por tanto no pudiera interaccionar con nosotros en última instancia? Yo creo que no y la razón de ello es que no estaría procesando esa sustancia vital para nosotros que es la información. Simplemente estaría gastando electricidad para nada.

    Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s